Cocooning

Alerta meteorológica: ¡saca tus suéteres calientes!
Nos acurrucamos en mallas muy suaves como un capullo. Un cárdigan que se abre sobre una blusa, un vestido o simplemente sobre la piel, cada uno con su propio estilo.